Senamhi aconseja no exponerse al sol entre las 10 a.m. y 3 p.m. (Perú 21)
Senamhi aconseja no exponerse al sol entre las 10 a.m. y 3 p.m. (Perú 21)

A una semana del inicio del verano, los termómetros en Lima se han disparado vertiginosamente al punto que ya han marcado 29°C. Sin embargo, si bien el sol quemará más en las próximas semanas, pues los limeños soportaremos hasta 30°C, lo preocupante es que tendremos niveles de radiación ultravioleta extrema, según advirtió el Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología ().

Solo ayer, la temperatura bordeó los 28°C –al este de la ciudad– y la radiación UV alcanzó el nivel 14. Este último índice es considerado 'muy alto' y nocivo para la salud, al ser una de las principales causas de y de otras enfermedades (ver infografía).

Ante este incremento del calor, miles de limeños optan por ir a las playas. No obstante, ¿realmente usted sabe cómo protegerse adecuadamente de los efectos del sol?

ÍNDICES EXTREMOSTeresa García, especialista del Senamhi, explicó que la temperatura irá en aumento en los próximos días y alcanzará su tope máximo en febrero. No se descarta que en ese mes los termómetros lleguen hasta los 33°C.

"Según las evaluaciones realizadas por el Senamhi, es probable que la radiación llegue a niveles extremos (15 o 16), similares a los que soportan ciudades altoandinas como Puno y Arequipa. Esto es muy preocupante y la gente debe estar alerta de los daños que va a generar en su salud", manifestó García a Perú21.

Existen diversos medios de protección solar, pero los principales son los bloqueadores, los sombreros de ala ancha, los lentes con filtros UV, así como no exponerse al astro rey sin protección entre las 10:00 a.m. y las 3:00 p.m.

MENORES DE 40 AÑOSSi bien muchas personas quieren conseguir un 'cuerpo bronceado' este verano, el calor extremo que soporta la capital no es cosa de juego.

Según el doctor Carlos Galarza, presidente del Círculo Dermatológico del Perú (Ciderm), los casos de cáncer de piel se incrementan cada año en un 3% a nivel nacional.

Precisó que un indicador que refleja dicha incidencia son las campañas de despistaje de cáncer que realiza su institución continuamente. Por ejemplo, de las 10 mil pruebas realizadas el año 2012, se detectó cáncer de piel a 300 personas (es decir, al 3%).

"Sería aventurado decir cuántos pacientes con este tipo de cáncer hay actualmente. Sin embargo, lo que sí sabemos con exactitud es que la mayoría de personas con esta enfermedad ya no son de entre 70 y 80 años, sino de entre 30 y 40 años", subrayó.

"El cáncer de piel se ha incrementado peligrosamente debido al incremento de las temperaturas y al descuido de la población, en especial de los jóvenes. Hasta hace 10 años, este cáncer ocupaba el número 18 en la lista de mortandad, pero ahora está en el cuarto lugar, detrás del cáncer de útero, de estómago y de mama", dijo.

Refirió que el carcinoma y el melanoma son los tipos de cáncer de piel más comunes. El primero puede llevar a la muerte en dos o tres años, mientras que el segundo es más letal, pues lo hace en apenas seis meses.

"La detección a tiempo del cáncer es vital para salvar la vida del paciente. Sin embargo, no existe una cultura de prevención. De 10 personas que vemos en las playas, apenas dos usan sombreros de ala ancha", lamentó.

EN MAYOR RIESGOPero, ¿quiénes están en mayor riesgo de contraer cáncer de piel? Según el médico Mauricio León, del Centro Detector del Cáncer, son las personas que trabajan en pesca, agricultura, albañilería, taxi, venta de helados y en obras públicas.

"Entre los factores de riesgo más comunes están la exposición solar prolongada durante las jornadas laborales, así como las prácticas de deportes al aire libre y sin la debida aplicación de los respectivos bloqueadores", advirtió el cirujano oncólogo.

TENGAN EN CUENTA

- Se debe usar un bloqueador cuyo factor de protección sea mínimo de 30+ o, mejor aún, de 50+.

- El bloqueador en el rostro debe ser equivalente a una cucharadita o a la yema del dedo índice.

- En el caso de los niños, se deben usar 'pantallas solares' que contengan productos con componentes especiales para una piel más delicada. Los bloqueadores para adultos pueden provocar alergia en ellos.