El cineasta español ganó su tercer del cine británico a la mejor película de habla no inglesa con La piel que habito, en una ceremonia celebrada en Londres, en la que el homenaje al cine mudo The Artist se llevó siete estatuillas.

La piel que habito, un thriller protagonizado por Antonio Banderas y que narra la terrible venganza de un cirujano plástico contra el hombre que violó a su hija, superó contra todo pronóstico a la gran favorita iraní A Separation en estos premios organizados por la (BAFTA).

Es la tercera vez que Almodóvar consigue el Bafta a la mejor película de habla no inglesa, después de Hable con ella en 2003 y Todo sobre mi madre en 2000. Estas dos películas le valieron ganar, además, al cineasta manchego sendos premios al mejor guión original.

Para Almodóvar, que no estuvo presente para recoger la estatuilla, este premio tiene sabor de revancha pues A Separation (Una separación), la película del iraní , le arrebató en enero el Globo de Oro de mejor cinta de habla no inglesa.