, el viudo de , tras permanecer 74 días en prisión preventiva en el penal Río Seco, de , acusado de la muerte de la cantante de .

El odontólogo abandonó dicho recinto penitenciario en horas de la tarde a bordo de una camioneta azul con lunas polarizadas, tras la audiencia de apelación en la que finalmente se decidió dejarlo en libertad, aunque se le obligó a pagar una caución de S/. 25 mil.

En su vivienda, lo esperaban sus amigos, familiares y también su pequeño hijo Valentino, de apenas dos años de edad, quien rompió en llanto al reencontrarse con su padre.

Es aquí, donde Olórtiga Contreras agradeció el apoyo de la prensa y brindó unas pequeñas declaraciones. "Me siento muy contento, pero mejor voy a hablar luego. Ahorita no me siento bien, pero sé que varios medios de prensa me apoyaron", dijo.