Demi-Leigh Nel-Peters es la nueva Miss Universo 2017. (Reuters)
Demi-Leigh Nel-Peters es la nueva Miss Universo 2017. (Reuters)

Todas las luces apuntaban hacia ella. Segundos atrás, su nombre había sido elegido entre 92 participantes que pugnaban por convertirse en la Nueva Demi-Leigh Nel-Peters sonreía mientras la brillante corona se posaba sobre su cabellera.

Sin embargo, estas escenas de emoción podrían haberse truncado meses atrás, cuando la joven sudafricana de 22 años fue víctima de un intento de secuestro al que, gracias a su temple, logró salir ilesa.

Los hechos ocurrieron en la capital sudafricana de Johanesburgo. Durante la gala del pasado domingo, la ganadora de la corona narró cómo fue que se desarrollaron los minutos de terror que vivió mientras conducía en la ciudad.

Tres hombres se le acercaron para perpetrar el crimen. "En cuanto salí del carro, los chicos me dijeron que vuelva a entrar, pero me rehusé. Corrí en medio de todo el tráfico y lo más triste fue que tomó al menos 20 vehículos hasta que alguien se detuvo", narró la Miss Universo.

A partir de esa experiencia, la joven creó una fundación llamada 'Unbreakable' (Inquebrantable en español). Gracias a ella, miles de mujeres aprenden técnicas de autodefensa que les permita afrontar cualquier situación de peligro.

Una historia que demuestra a los espectadores que detrás de una 'sonrisa y cuerpo bonito' también se esconde una historia de lucha, una motivo de vida que ella ha convertido en su herramienta para trascender en este mundo.

TAGS RELACIONADOS