(Reuters)
(Reuters)

La actriz evitó hoy la cárcel a cambio de pasar 3 meses encerrada en un centro de rehabilitación como condena por incumplir su libertad condicional tras mentir a la Policía en un .

Lohan, de 26 años, aceptó finalmente el acuerdo propuesto por la Fiscalía y renunció a defenderse de los cargos para evitar una sentencia de 180 días de prisión, que entrará en vigor si la que fuera estrella infantil de Disney no cumple con la pena.

Además de la rehabilitación, la artista tendrá que someterse a 18 meses de terapia psicológica y 30 días de servicios comunitarios.

por las autoridades en Los Ángeles por mentir, obstruir el trabajo policial y conducción temeraria en relación con un choque ocurrido cuando iba en su Porsche rumbo a un rodaje.

La protagonista de Mean Girls se encontraba en libertad condicional por un delito de y, al aceptar hoy el acuerdo con la Fiscalía reconoció implícitamente que incumplió lo establecido para seguir en la calle.

El alcohol y sus problemas al volante son un denominador común en las que en 2005, cuando aún era menor de edad, ya asistía a reuniones de Alcohólicos Anónimos y admitía ser bulímica y consumir drogas.