Aunque confiesa que se siente más cómoda hablando en inglés, asegura que se esforzará por mejorar su español. (Foto: Composición)
Aunque confiesa que se siente más cómoda hablando en inglés, asegura que se esforzará por mejorar su español. (Foto: Composición)

En los últimos dos días solo ha dormido cuatro horas, pues las labores que recaen sobre ella al convertirse en la nueva Miss Perú 2023 se han iniciado. Entre pruebas de vestido y una agenda apretada, hizo un espacio para conversar con Perú21 sobre su reciente coronación y nos cuenta algunos detalles de su vida poco conocidos. Además, revela qué es lo que le causa inseguridad en todo este proceso.

MIRA: Janick Maceta felicita a Camila Escribens como la nueva Miss Perú: “Bienvenida a la familia”

La joven que creció lejos de su país, en Estados Unidos, todavía no puede creer que hoy sea una representante de la mujer peruana. Admite que le ha costado mucho llegar hasta aquí y considera que uno nunca debe dejar de luchar por sus sueños, porque solo así se podrán cumplir.

“Me siento muy feliz. Es un momento que he querido por tanto tiempo. Los sueños sí se cumplen con mucho esfuerzo y dedicación. Estoy viviendo un momento tan hermoso que hasta el día siguiente no lo creía: me desperté, vi mi corona y mi banda y dije ‘¿Qué?’, pero es algo en lo que me he esforzado mucho para tener esa banda de Perú en mi pecho, el que amo con todo mi corazón”, nos comenta Camila Escribens.

“Me siento honrada de que por fin haya llegado mi momento de ser elegida y feliz porque el Miss Perú es una plataforma que empodera a todas las mujeres y eso es algo que valoro con todo mi corazón. Ahora toca empezar a trabajar y a hacer muchas cosas bonitas”, agrega.

Pese a ser una mujer muy segura, dice que si hay algo que le causa inseguridad y eso es el no poder hablar correctamente el español. Por ello, se viene preparando desde hace mucho tiempo, pues es una meta ya fijada. “Es un proceso”, como ella dice.

“Es algo que ha sido muy difícil para mí porque sí hablo español, pero no lo hablo a la perfección como mis papás, aunque toda la vida ellos han hablado español. Como yo crecí en las escuelas de allá (Estados Unidos) tenía que aprender el inglés. Entonces fue un momento muy difícil para mí venir a Perú y no tener el idioma tan perfecto, pero estoy practicando todos los días, estoy mejorando y seguiré mejorando más. Es un proceso”, explica la modelo.

Sabe que las críticas están a la orden del día, pero se encuentra preparada, pues ve en y en , anteriores Miss Perú, un ejemplo a seguir. Haber conversado con ambas la ha llenado de confianza y fortaleza para demostrar que es una digna representante del país.

“Alessia me habló en la noche final y ella me dijo algunas cositas bien lindas. También Valeria Piazza me dijo unas palabras muy bonitas también, que ‘tengo que seguir adelante, que nunca me rinda’. Yo he visto cómo ellas han competido, entonces yo llevo sus participaciones como Miss Perú con mucho respeto, las valoro y las admiro a las dos”, expresa.

Ella no son las únicas que la han aconsejado, Jessica Newton ha hecho lo propio y viene apoyándola en todo este proceso: “A Jessica la conozco desde que tengo 18 años. La admiro bastante porque es como una figura materna para mí. Me ha enseñado bastante, he llorado con ella y he reído con ella mil veces, entonces es alguien que admiro y siempre está ahí. Este va a ser un año muy bonito por poder trabajar con ella, con Cassandra Sánchez y toda la organización del Miss Perú”, señala contenta.

Aunque para muchos es un problema, la realidad es que en el Miss Universo el hablar inglés como una primera lengua es una ventaja y Camila por su experiencia lo sabe bien.

“En el Miss Universo y en cada certamen internacional, el único idioma en el que te hablan es inglés, entonces si no lo dominas es difícil entender la competencia porque nunca sabes lo que te están diciendo y tienes que apoyarte con tus compañeras para que te digan lo que está pasando y a veces no te dicen. Es algo que tienes que dominar (el inglés) y es una ventaja que si tengo, pero obviamente tengo que practicar mi español”, explica la actual Miss Perú, quien ha confirmado ser sobrina de .

No todo en su vida han sido momentos buenos o se ha tratado de perseverancia, pues hay algo que no está en sus manos: su salud. En este aspecto de su vida, Camila vive en la incertidumbre ya que es algo que no puede controlar.

“Actualmente tengo arterias malformadas en mi cerebro que es un paso antes del aneurisma y usualmente no lo encuentras hasta que te da un derrame cerebral y es algo muy serio que mucha gente no entiende la gravedad de esto porque nunca han pasado por algo tan fuerte, pero es algo en lo que quería enfocarme cuando empecé mi camino en el Miss Perú: el tema de prevención”, cuenta Escribens.

“Creo que eso me hace más fuerte. Tenía que ser fuerte por mi familia, porque los he visto sufrir tanto y me daba pena porque yo no quería que se sintieran mal por lo que estaba pasando. Siempre quería que me vean bien y me mentalizaba diciendo ‘yo estoy bien, estoy bien’ y creo que eso también ayudó porque decirle a mi cerebro que yo estoy bien, manifestando ayuda y con el tratamiento de salud mental me ayuda”, añade.

Antes de llegar a Perú fue a realizarse un chequeo con su médico en EE.UU. y aunque ya tiene los resultados, no ha podido conversar con su doctor.

La modelo también reveló que se encuentra buscando su vestimenta para ir al Festival de Cannes, aunque todavía no ha confirmado su asistencia, pues tiene que ordenar sus horarios.

“No se ha confirmado aún, pero en este proceso estoy buscando vestidos porque voy a ir al Festival de Cannes (en Europa), entonces ahorita estoy buscando vestidos para representar a los diseñadores peruanos. Aún no he confirmado, pero sería lindo. Tengo que acomodar los horarios antes de poder decir que sí iré”, comenta.

Sobre las críticas que ha recibido Alessia y algunas de las peruanas que han sido clasificadas en el Miss Perú, dice sentir pena: “Los peruanos tenemos que apoyarnos de la mejor manera para avanzar y al contrario, yo creo que mucha gente juzga y se ríe. Al final del día todos somos Perú y tenemos que apoyarnos”, argumenta la joven que inicia su camino hacia el Miss Universo.

VIDEO RECOMENDADO

José Aguilar Reátegui presidente de la ATU