(AP)
(AP)

Los abogados de Sam Lufti, el exrepresentante de la cantante , dieron sus argumentos hoy en el juicio que enfrenta al agente con los padres de la artista por millones de dólares que exige por sus servicios.

En la audiencia, describieron a la 'Princesa del Pop' como una drogadicta inestable y adicta a las anfetaminas. "La mayoría de las cosas que salieron mal fue por esta droga" dijo el abogado Joseph Schleimer.

Además, explicó que fue por esta adicción que decidió raparse la cabeza. "Britney estaba preocupada de que un juez pudiera ordenar una prueba de drogas de su cabello y que si daba positivo, perdería la custodia de sus hijos", señaló, según el portal TMZ.