(USI)
(USI)

, una de las mayores cupríferas del mundo, indicó hoy que usará los US$1,500 millones recaudados en una reciente colocación de bonos en un "programa de crecimiento agresivo" de la firma, que elevará en 80% su producción en México y Perú, en un plazo de cinco años.

La colocó el viernes US$1,200 millones en bonos a 30 años y otros US$300 millones en papeles a 10 años, con una tasa cupón del 5.25% y un 3.50%, respectivamente, según la empresa.

"El fondo recaudado es para propósitos corporativos, entre los cuales están el desarrollo de proyectos en Perú y México, aunque en este momento los de México son los que están avanzando a mayor velocidad", dijo a Reuters el gerente financiero de dicha compañía, Raúl Jacob.

Refirió que la meta de la empresa es que a través de estos se pase a 1,1 millones de toneladas de producción en los próximos cinco años, en toda la corporación.

"Vamos a aplicar estos fondos y los fondos generados por nuestras operaciones al desarrollo de nuestros proyectos (…) por ahora, con esta emisión que ha sido bastante exitosa, nosotros no estamos considerando hacer una emisión adicional en los próximos meses o años. Con esto estamos bien", señaló.

Southern Copper, controlada por el , opera los yacimientos mineros Toquepala y Cuajone y la fundición de Ilo en Perú, así como las minas La Caridad y Buenavista en México.

Entre sus proyectos de cobre en Perú destacan , que ha sido retrasado por protestas de las comunidades cercanas ante temores de perder el recurso hídrico y contaminación. Asimismo el proyecto Los Chancas y la expansión de su mina Toquepala.

La compañía produjo el año pasado unas 587,500 toneladas de cobre y para este año la proyección es de 640,000 toneladas.