Cada año, más usan el factoring para conseguir capital de forma inmediata y para invertir en sus negocios. Un ejemplo de ello es que en 2017 este mecanismo movió cerca de S/5,500 millones.

Pero ¿qué es el ? Se trata de la venta de facturas por cobrar a entidades financieras, a cambio de un porcentaje del valor de la factura.

Para vender nuestras facturas pendientes de cobro, basta con acceder a una plataforma especializada en factoring, como un banco o una fintech”, explica Juan Miguel Tirado, director regional de marketing de Gosocket.

Según información del Registro Central de Valores y Liquidaciones (Cavali), en el último año más de 10,000 micro y pequeñas empresas han sido registradas por esta entidad de la Bolsa de Valores de Lima (BVL) para vender sus facturas.

BENEFICIOS

La ventaja principal del factoring es que permite tener liquidez de forma casi inmediata. Esta operación es en especial beneficiosa para quienes no pueden esperar los 60 o 90 días que les toma a sus clientes pagar las facturas.

Por otro lado, el factoring no solo es un medio para obtener capital, sino también una medida para el fomento de la formalización.

En este sentido, la factura electrónica es validada digitalmente por la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat) y es, por lo tanto, infalsificable.

Además, utilizar este mecanismo también permitiría crear un historial contable sólido para la empresa.

Finalmente, el factoring puede evitar las deudas innecesarias porque al no ser una deuda bancaria, no afecta la capacidad crediticia de la empresa. Si tiene cuentas por pagar, lo mejor es no asumir créditos a tasas altas para acceder a esa liquidez adicional.

DATOS

- En 2017, los cobros sobre las facturas para empresas que vendieron a grandes, medianos y pequeños negocios fueron de 6.68%, 9.54% y 10.17%, respectivamente.

- En la web de la SBS, que compran facturas, pero no están sujetas a la ley del.