(USI)
(USI)

El proyectó hoy un superávit fiscal superior al 2% del Producto Bruto Interno (PBI) para este año, gracias a una recaudación tributaria por encima de lo previsto y a una menor ejecución del gasto público.

"Los resultados acumulados al mes de junio reflejan tanto una recaudación por encima de lo previsto como una menor ejecución del gasto público", señaló la entidad financiera en su último reporte semanal.

Además, indicó que este resultado se mantendría incluso considerando un mayor ritmo de crecimiento del consumo y la inversión pública.

De acuerdo al BCP, la mayor disponibilidad de recursos lleva al Gobierno al dilema entre lograr un superávit mayor que lo previsto o incrementar el ritmo de gasto para cumplir su meta fiscal de 1.1% del PBI. Sostuvo que esta última alternativa debe hacerse procurando mantener la calidad de las inversiones.

De otro lado, refirió que la economía creció 6.5% en mayo y 7.1% en junio, por encima de lo esperado. "La información parcial disponible para julio sugiere que el crecimiento del mes podría haber sido incluso superior al de junio, en parte por un efecto estadístico favorable, pero que finalmente indicaría una evolución robusta de la demanda interna", sostuvo.

En este contexto, ratificó su proyección de crecimiento para este año de 6.1%, el que sería liderado por el sector construcción y por otras ramas vinculadas a la demanda interna, como servicios y comercio.