Para el ex gerente general de Osiptel, se nota en este último año un desempeño más ejecutivo tanto de Pronatel como del Viceministerio de Telecomunicaciones. (Foto MTC)
Para el ex gerente general de Osiptel, se nota en este último año un desempeño más ejecutivo tanto de Pronatel como del Viceministerio de Telecomunicaciones. (Foto MTC)

El indicó que al cierre del período enero-abril del 2021, el Programa Nacional de Telecomunicaciones (Pronatel) logró ejecutar S/ 278,3 millones, lo que equivale al 59,43% del presupuesto fiscal en inversiones para el presente año. Esto permitió acelerar el despliegue de fibra óptica a escala nacional para mayor acceso a internet y desarrollo digital.

El experto en telecomunicaciones Carlos Huamán Tomecich, CEO de DN Consultores, señaló que en principio esta es una buena noticia, pero cabe señalar que no corresponde a un flujo de caja sino a un devengado, es decir, lo que los operadores regionales han ido recibiendo. “Estamos hablando de las 21 redes regionales, licitadas entre los años 2016 y 2018 que han tenido severos retrasos respecto al plazo original de 18 meses que tuvo cada una”, dijo.

Añadió que el MTC ha anunciado para los siguientes meses que va a concluir una cantidad importante de otras redes regionales.

Asimismo, Huamán señaló que hay que ubicar este avance en el contexto del acceso universal. Se debe enfocar en el nuevo rumbo que tome la Red Dorsal Nacional de fibra óptica de aquí en adelante, y en particular con el modelo de interventoría que será establecido. Acotó que el 16 de julio próximo se emitirá la norma que defina la caducidad de la red y luego habrá seis meses para que se entregue el proyecto, por lo que es fundamental que el nuevo gobierno tenga claridad de lo que hará hasta que un nuevo modelo sea definido.

Por otro lado, el experto señaló que hay que sumar disponibilidad de fondos para los operadores privados como el caso del Canon que ocurrió hace unos meses. “Podrían sumarse otro tipo de fondos que el Estado recauda de los operadores, y para avanzar en el objetivo del Perú Conectado podrían ser puestos a disposición de los operadores para que bajo compromisos debidamente auditados puedan avanzar más ágilmente”, sostuvo.

MIRA Línea 2 del Metro de Lima a prueba desde setiembre: Expertos estiman que anuncio mejora las expectativas

Por su lado, Alejandro Jiménez Morales, ex gerente general del Osiptel y director gerente de All Business Solutions, remarcó que se nota en este último año un desempeño más ejecutivo tanto de Pronatel como del Viceministerio de Telecomunicaciones, a nivel normativo y de compromiso o ejecución de gasto del presupuesto asignado. “Hay un avance en la velocidad para destrabar problemas y ejecutar el presupuesto respecto de la gestión anterior”.

En esa línea, valoró como positivo que se acelere la ejecución del presupuesto a través del avance de los proyectos regionales. Sin embargo, hizo una reflexión respecto al plan Todos Conectados, que destina recursos importantes del Pronatel. Mencionó que este plan tiene dos aristas. Una es brindar internet en plazas públicas, “creemos que es positivo, aun cuando en un contexto de pandemia, quizás el foco debería ser brindar conectividad directa a los estudiantes, a través de subsidios de planes de datos móviles y tablets”.

Respecto a la iniciativa de internet satelital, que muchos actores han mencionado como la gran solución a la conectividad, Jiménez sugirió que ese camino debe revisarse al ser el internet satelital una solución demasiado costosa y no sostenible. Añadió que son las redes móviles las que permitirán la masificación de la conectividad y soportarán otros servicios básicos como salud, educación, gobierno digital, entre otros. De ninguna manera la tecnología satelital puede competir con la capilaridad de las redes móviles y su alto nivel de adopción, refirió.

“Desde luego hay muchos lugares del país en donde aún no llegan las redes móviles, especialmente en la selva. Pero ello no se soluciona destinando una gran cantidad de recursos en OPEX (gastos operacionales) para contratar servicios de internet satelital”, puntualizó.

Adicionalmente, manifestó que el próximo gobierno debería tomar medidas deliberadas y agresivas para que los peruanos más pobres, urbanos y rurales, puedan conectarse a internet mediante subsidios a la demanda, ya que se han realizado importantes inversiones privadas y públicas en redes, pero la falta de dinero les impide contratar un plan de datos y tener las mismas oportunidades.

Otra medida necesaria sería abaratar el costo de los terminales, para que más peruanos puedan adquirir celulares y tablets, eliminando el IGV como lo han hecho otros países de la región. Y cree que otro punto a considerar es dar solución a las barreras municipales que impiden el despliegue de fibra óptica para internet fijo de alta velocidad, que no solo afecta a las operadoras, sino principalmente a los usuarios.

LIMA CONECTADA

Precisamente esta semana, en el marco de las 21 redes regionales que promueve el Pronatel, Claro implementó el proyecto de “Instalación de Banda Ancha para la Conectividad Integral y Desarrollo Social de la Región Lima”, que permitirá llevar internet de alta velocidad a más de 185 mil peruanos de nueve provincias de esta región (Huaral, Huarochirí, Huaura, Cañete, Barranca, Canta, Cajatambo y Oyón).

El proyecto consistió en la construcción e implementación de 1.826 kilómetros de fibra óptica para la Red de Transporte Regional, la cual interconecta las capitales de los distritos con esta tecnología para llegar a 291 localidades de la Región Lima, 255 instituciones educativas, 201 establecimientos de salud y 21 comisarías. Además, habrá libre acceso al WiFi en las principales plazas públicas de estas localidades. Y se instalaron dos Centros de Control de la Red, seis Centros de Mantenimiento y cinco Centros de Atención al Usuario para monitoreo constante.

ESTE VIDEO TE PUEDE INTERESAR