Sede central del FMI en Washington. (Bloomberg)
Sede central del FMI en Washington. (Bloomberg)

GINA SANDOVALWashington, enviada especial.

La primera semana de noviembre una misión técnica del Fondo Monetario Internacional (FMI) se reunirá con las autoridades peruanas para intercambiar opiniones sobre qué está ocurriendo en el entorno internacional y cómo podría afectar a la economía interna, anunció el mexicano Alejandro Santos, jefe de la misión del FMI para Perú.

"La discusión es ver de qué manera se podrían avocar las políticas para tratar de acomodarse a ese un poquito más complicado", refirió tras recordar que la anterior reunión fue en diciembre de 2012.

Santos precisó que habrá que revisar si se puede flexibilizar la economía y hacerla más competitiva, así como tratar de hacer los mercados laborales más flexibles, avanzar más en el desarrollo interno del mercado de capitales y mejorar el clima de inversiones.

Sobre las estrategias para reducir la informalidad en el mercado laboral, comentó que no hay fórmulas mágicas y remarcó que el propio crecimiento económico genera demanda de trabajo formal.

"También se puede hacer un esfuerzo por el lado de la administración tributaria, para gravar poco a poco aquellas actividades que son informales, es un proceso complicado, pero se han hecho avances. Además, las reglas de los contratos deben ser más claras y establecer bajo qué condiciones podrían rescindirse y facilitar que la gente se mueva de un empleo a otro", anotó.

El funcionario reconoció que Perú supo aprovechar el buen clima externo de los años pasados, cuando los ingresos por exportación eran altos –gracias al elevado precio de los commodities– y las condiciones monetarias en los países avanzados, principalmente EEUU, eran muy relajadas, con tasas de interés anormalmente bajas lo que supuso costos de endeudamiento menores e hizo más fácil llevar a cabo proyectos de inversión.

De otro lado, comentó que espera que el acuerdo sobre el techo de deuda en EEUU se concrete. "Sería un escenario complicado si no se resuelve, podría haber problemas en el pago de la deuda, y tendrían que pensar en mecanismos para compensar a los tenedores de bonos y no queda claro cuáles serían", advirtió.

Finalmente, destacó que en 2015 Lima será el anfitrión de la Asamblea Anual del FMI. Hace medio siglo que América Latina no albergaba este cónclave, la última vez fue Rio de Janeiro en 1967.

"Se ve una transformación enorme en Perú, desde 1980 la crisis económica y la inseguridad, y si se miden los avances en este corto período ha sido enorme. Se suma ello la enorme diversidad geográfica del país", puntualizó.

DATOS

-Santos comentó que la clase media tiene ahora más poder de compra, lo que aumenta el consumo y mantiene alta la demanda agregada.

-Ese mismo segmento es el que provee de trabajo a la economía e impulsa el crecimiento, anotó.

-Ese trabajo será mejor remunerado, en la medida que hay más gasto en capital humano, dijo.