(USI)
(USI)

ALICCE CABANILLAS

Recién el viernes de la semana pasada, las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) habrían terminado de contabilizar las solicitudes de los afiliados que decidieron hacer el trámite para no migrar a la nueva comisión por saldo, creada por la reforma del sistema privado de pensiones, y que contempla un descuento del fondo acumulado con los aportes, informó Luis Valdivieso, presidente de la Asociación de AFP.

De acuerdo con el ejecutivo, 1'925,929 son los que finalmente optaron por continuar bajo el antiguo esquema de cobro a los trabajadores: descuento sobre el sueldo.

"Esto tomó unas semanas más porque hubo algunos trámites que se tuvieron que verificar, ya que algunos trabajadores, por ejemplo, enviaron su solicitud por correo certificado, otros efectuaron su trámite en sedes del Banco de la Nación en provincias", detalló esta mañana tras su presentación en un seminario de Compass Group.

Ver imagen más grande aquí.

FACTOR COSTUMBREPara Valdivieso más que una inconformidad por parte de los aportantes a las AFP con el nuevo sistema, lo que se ha visto es que estos prefirieron permanecer en la comisión por sueldo por costumbre o presupuesto.

"La gente no quiere cambiar pues ya está acostumbrada a que le descuenten de su ingreso mensual el pago de la comisión y ha decido que esto es lo mejor. Hay otros que han dicho: 'No, mejor voy al pago por saldo porque, como es más baja, ahora me puedo ahorrar un poquito, después ya veré'", sostuvo.

Actualmente, el número de afiliados a las AFP asciende a 5'392,850, de los cuales solo 2'366,598 son cotizantes activos, es decir, aportan regularmente a su administradora, según cifras de la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS). Asimismo, del total de inscritos a este sistema, un 63.7% son hombres y el 36.3%, mujeres