(USI)
(USI)

Los costos de las transferencias de dinero que realizan los usuarios del sistema financiero, desde Lima a cualquier punto del territorio peruano, fluctúan entre 4.50 y 350 soles, dependiendo del monto de la operación, pero podrían reducirse a céntimos con la aprobación y puesta en vigencia del sistema de dinero electrónico.

La (SBS) aseguró hoy que uno de los principales factores que impide el acceso de la población al sistema financiero son los elevados costos existentes, que se incrementan aún más cuando la localidad se encuentra alejada de las principales ciudades.

En ese sentido, indicó que la vigencia del dinero electrónico constituiría un avance importante de inclusión, ya que conlleva a una reducción de los costos en operaciones como enviar o recibir dinero, realizar pagos de bienes y de servicios públicos, entre otros.

"En un país como el nuestro, que tiene una población dispersa geográficamente, los servicios brindados mediante dinero electrónico no solo facilitaría el acceso a operaciones a un mayor número de personas, sino también reducirían el tiempo que se emplea para realizar transacciones financieras", afirmó la SBS.

Por ello, es necesario empezar con la familiarización de la población con operaciones sencillas de pagos, transferencias, remesas rápidas y de bajo costo a través de medios electrónicos provistos por instituciones supervisadas, dijo.

En la actualidad el número de prestatarios al sistema financiero, es decir el nivel de bancarización, equivale al 28% de la población adulta del Perú, y alcanza aproximadamente los 18 millones 700 mil personas, quienes también podrían beneficiarse con un esquema seguro, más sencillo y menos costoso.

La SBS sostuvo que el proyecto de ley sobre dinero electrónico, aprobado por la Comisión de Economía y que actualmente se encuentra en agenda del Pleno del Congreso, tiene como finalidad otorgar un marco regulatorio claro para reducir la incertidumbre, incentivar la inversión y fomentar la competencia.

"Como objetivo principal, el proyecto busca determinar la emisión de dinero electrónico, señalar los requisitos de las empresas emisoras de dinero electrónico y establecer la supervisión de las empresas emisoras, ya que en la actualidad esta actividad se realiza libremente y no cuenta con un marco regulatorio, dejando al usuario del servicio sin una adecuada protección", refirió.

El dinero electrónico es un valor monetario representado por un crédito exigible a su emisor. Sus principales características son: es almacenado en un soporte electrónico, es aceptado como medio de pago por entidades o personas distintas del emisor y tiene efecto cancelatorio.

Asimismo, es emitido por un valor igual a los fondos recibidos, es convertible a dinero en efectivo, según el valor monetario del que disponga el titular, al valor nominal y no constituye depósito y no genera intereses.