(Reuters)
(Reuters)

El presidente de EEUU, , advirtió hoy del riesgo de una nueva crisis económica y dijo que los mercados bursátiles globales "se descontrolarán" a menos que los republicanos en el Congreso acuerden con los demócratas elevar el tope de endeudamiento del país.

"Pensar incluso en la idea de que esto ocurra, de que Estados Unidos no pague sus cuentas, es irresponsable, es absurdo", dijo Obama en una conferencia de prensa que marcó el final de su primer mandato en la Casa Blanca.

"Aunque tengo la voluntad de (alcanzar) compromisos y encontrar entendimientos sobre cómo reducir nuestros déficits, Estados Unidos no puede permitirse otro debate con este Congreso sobre si debe o no pagar las cuentas que ya generó", enfatizó el mandatario.

El país norteamericano llegará a su actual tope de endeudamiento (US$16 mil 400 millones) a fines de febrero, y la discusión se anuncia dura con los republicanos, que controlan la , clave en temas de presupuesto.

Algunos de ellos han pedido que cualquier aumento tenga como contrapartida recortes de impuestos equivalentes.

De no lograrse un acuerdo, podría retrasarse pagos importantes del Gobierno como de la Seguridad Social y beneficios a los veteranos de guerra, los sueldos militares, de los controladores aéreos, entre otros.

Sería la segunda vez en dos años que un debate de este tipo se produce en EEUU, que en 2011 estuvo al borde del default y para su deuda soberana de parte de la calificadora .