(USI)
(USI)

Miguel Ximénez evitó echar más lecha al fuego. El delantero de Universitario dio por zanjado el al final del partido entre .

"Se cruza toda la cancha a increparme y todavía me escupe. Queda clara la imagen que yo no le dije nada a ningún jugador de San Martín. Hubiera preferido que me metiera un puñete pero ya está. Doy por superado el tema de ayer y ya no quiero hablar de eso", sostuvo el jugador crema esta tarde.

Finalmente, dejó en claro lo siguiente: "No somos amigos, solo nos conocemos del fútbol. Está bien que me pida disculpas".