Stanislas Wawrinka jugó con recogepelotas mientras atendían a su rival en el Roland Garros. (Sport)
Stanislas Wawrinka jugó con recogepelotas mientras atendían a su rival en el Roland Garros. (Sport)

El suizo ganaba 4-1 el tercer set ante el serbio Viktor Troicki, este domingo en los octavos de final de cuando su rival necesitó atención médica y él sorprendió a todos al pedirle a recogepelotas para jugar.

Troicki sufrió problemas en la pierna derecha y pidió la atención del médico. Entonces Wawrinka cedió una raqueta a uno de los recogepelotas e inició un peloteo.

Los espectadores de la Philippe Chatrier celebraron cada golpeo con 'olés' hasta que el niño estrelló la bola contra la red.

"Nunca había jugado con un recogepelotas en medio de un partido, es la primera vez. Estaba un poco aburrido, esperando mientras atendían a mi rival. Le pregunté si jugaba al tenis, me dijo que sí, y le dije: Okey, juguemos", explicó más tarde en rueda de prensa Wawrinka tras su triunfo en Roland Garros.

Tras esta escena Stanislas Wawrinka continuó su camino al triunfo, que cerró en cuatro sets por 7-6 (7/5), 6-7 (7/9), 6-3 y 6-2 y se enfrentará por un puesto en semifinales del Roland Garros con el español Albert Ramos.