(USI)
(USI)

Carlos Bernuycbernuy@peru21.com

La por los derechos televisivos de hace unas semanas era por momentos un intercambio de declaraciones, amenazas con fallos judiciales o spots que solicitaban una y otra vez reuniones de conciliación. Esa batalla, . Para ellos el acuerdo fue beneficioso. Para ellos.

Porque el hincha estaba ilusionado con una frase que hacía años no escuchaba: "Partidos en señal abierta". Esa modalidad donde no requieres un servicio de cable, sino solamente prender tu televisor, acomodarte frente a él y romperte la garganta por la camiseta que quieras. "Partidos en señal abierta", decían algunos dirigentes. Partidos que el hincha sigue esperando.

Llevamos tres fechas del Descentralizado y la promesa continúa en el aire. A pesar que incluso se habló que el Canal del Estado pasaría los encuentros del equipo celeste. Pero el aficionado busca en su televisor a protagonistas de un duelo del Descentralizado y solo encuentra novelas, películas y series.

¿Qué sucedió ? GolTv tenía la mitad de equipos del torneo y se esperaba que pudiera negociarlos a canales locales, sin embargo el regreso del canal de Paco Casal a la programación de una señal de cable cerró la puerta.

El fútbol es un negocio, un negocio que mueve millones y que definitivamente puede ser utilizado como desee la persona que invierta en él. Pero el fútbol es fútbol también por los hinchas, esos que así como pagan entradas por espectáculos pésimos (que los comentarios televisivos convierten en maravillosos), también debieran recibir ciertos 'premios' por su fidelidad.

Un partido en señal abierta puede reunir a integrantes de una familia con pocos recursos o a los habitantes de zonas donde la señal de cable no llega. En una economía difícil como la nuestra seguiremos esperando esa situación. Aunque los años pasen y pasen, y sigamos perdiendo el partido.