Neymar sigue destacando. (EFE)
Neymar sigue destacando. (EFE)

Ni los golpes ni las faltas lograron frenar el gran momento del delantero brasileño que colaboró con un golazo en el triunfo 2-0 de ante Corea del Sur, en un partido amistoso realizado en Seúl.

Los pentacampeones del mundo ganaron con facilidad a un rival que abusó de las infracciones. Una de ellas fue la que dio origen a un tiro libre que terminó en el gol anotado por el mismo Neymar a los 43'.

"Estamos de enhorabuena y en el buen camino", comentó el atacante que recibió un premio de US$5,000 como mejor jugador del partido. El segundo tanto del 'Scratch' lo marcó el volante Óscar a los 49'. Brasil continuará su gira asiática al enfrentar el martes a Zambia en Beijing.