Un grupo de hinchas del 'Comando Sur' irrumpió en el y 'ajustó' al plantel y comando técnico de , que se disponía a iniciar los entrenamientos en la cancha principal.

Los barristas exigieron mayor entrega a los jugadores blanquiazules, quienes han obtenido malos resultados en el Torneo Descentralizado y la Copa Libertadores.

Algunos equipistas, entre ellos los extranjeros, solicitaron respeto a los fanáticos. "Cómo van a pedir respeto si están dando vergüenza en la copa", contestó un hincha.

Tras 20 minutos de áspera charla, el grupo dejó el campo y subió hasta las oficinas del presidente de Alianza Lima, Guillermo Alarcón, pero este había abandonado las instalaciones del recinto momentos antes.

"Negamos que estemos recibiendo incentivo de parte de la oposición, ni de ellos ni de Alarcón. Somos neutrales", agregó un miembro de los barristas.

La plana mayor de la , que visitó el estadio de Matute para dialogar con sus afiliados, se salvó de ser linchada por los hinchas. Ellos consideran que la Safap abandonó a la San Martín y promueve que los jugadores abandonen por las deudas. Francesco Manassero y compañía tuvieron que huir.