El festejo de Argentina en el avión luego de levantar la Copa América. (Fuente: Instagram) <a href=""></a>
El festejo de Argentina en el avión luego de levantar la Copa América. (Fuente: Instagram)

Argentina se coronó campeón de la Copa América luego de vencer a Brasil en el Maracaná de Rio de Janeiro, en el que, tal vez, fue el partido más importante de sus últimos 30 años. Desde el pitazo final, los futbolistas del equipo de Lionel Scaloni no dejan de festejar y, en el avión rumbo a Buenos Aires, no fue la excepción.

En las imágenes compartidas por redes sociales, se observa como los jugadores sostienen la copa y festejan con algunos vasos en la mano. Si bien es cierto el regreso a Argentina estaba previsto para las 2 de la mañana, finalmente la vuelta se retrasó por lo que los campeones llegarían a Ezeiza pasadas las 8:30 (hora argentina).

A su aterrizaje, el plantel Albiceleste se trasladará al predio, donde continuarán con la burbuja por las próximas 24 horas. Aún no se confirmó oficialmente pero recibirían la visita del presidente Alberto Fernández.

Angel Di María, Angel Correa, Nicolás Otamendi, Nicolás González, Joaquín Correa, Nahuel Molina y Julián Alvarez son algunso de los protagonistas en el video que se ha vuelto viral. Seguramente la fiesta no cesará hasta el aterrizaje.

Argentina festejó luego de 28 años

Argentina y Messi se sacudieron una angustia aplastante de 28 años sin títulos al ganar la Copa América 2021 en el patio de su archirrival Brasil, corolario de un torneo de vuelo bajo que se disputó sin sorpresas hasta el partido definitorio en el Maracaná.

Messi se dejó caer en el campo de juego del Maracaná tras el pitazo final y descargó un llanto equivalente a tres finales perdidas de Copa América (2007, 2015 y 2016) y a la del Mundial 2014 en el mismo escenario en el que cortó la maldición.

Aunque finalista indiscutido, la Albiceleste dio la única sorpresa en la edición 47 del torneo de selecciones más antiguo del mundo ante un Brasil que era el gran favorito a repetir el título que logró hace dos años en su casa.

La seleçao inició la Copa con un paso avasallador, pero a medida que avanzaba la competencia dio muestras de vulnerabilidad en un equipo al que solo Neymar le dio algo de magia.