Séptimo arte para incomprendidos: Fish Tank y los hijos del cine inglés [CRÍTICA]

En la película Andrea Arnold, los jóvenes tienen voz, solo que la gente no los quieren escuchar. Lee la crítica de cine del comunicador audiovisual Gabriel Calderón.

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

Por Gabriel Calderón Portugal

Si dijéramos que 'Fish Tank' (2009) es hija de las películas de tinte social inglesas no estaríamos equivocados. La película, a pesar de contarnos una historia enteramente de ficción, nos sumerge, gracias a una mirada casi documental, en la Inglaterra desconocida y olvidada hasta por ciertos sectores del país angloparlante.

Gracias a la directora Andrea Arnold podemos presenciar y ser testigos de la vida de jóvenes cuyo futuro se avecina oscuro gracias a la indiferencia de sus padres y los adultos que solo están preocupados en ellos y en sus placeres. Podríamos hacer un paralelo con 'Nadie sabe' (2004), película de Hirokazu Koreeda, que también trataba el tema de la niñez y la juventud olvidada y relegada por la tecnología. Pero, a diferencia de este filme, los jóvenes en 'Fish Tank' sí tienen voz, solo que la gente no los quieren escuchar.

(FISH TANK)

(FISH TANK)

'Fish Tank' nos muestra la historia de una adolescente que al ser ignorada por una madre joven que está más pendiente de su pareja que de su hija, busca refugio y un escape de la realidad en el hip hop, en liberar a un caballo o tratando de llenar el vacío afectivo con la pareja de su madre.

Esto parece ser la constante en el cine inglés. Mientras que los jóvenes se encuentran solos y sin futuro en los pueblos y en las grandes ciudades; los adultos se ven agobiados por los conflictos sociales. Así, podemos ver que en, por ejemplo, 'Full Monty' (Cattaneo, 1997): adultos desempleados tienen que recurrir a participar en un espectáculo nudista para ganar algo de dinero. A pesar de ser una comedia, la película trata los problemas sociales también vistos en 'Fish Tank' solo que vistos desde la mirada de adultos.

Otra película que trata de estos problemas sería 'Kes' (Loach, 1969) que a diferencia de la película de Anderson, la mirada de la cámara esta puesta sobre un niño que también es ignorado por su familia y que, si Mia se refugiaba en bailes y la liberación de un caballo, el niño de 'Kes' se refugiaba en el entrenamiento de un halcón y le restaba importancia al desprecio de su madre y a los abusos de su hermano.

un niño que también es ignorado por su familia

'Kes' trata sobre un niño que también es ignorado por su familia.

'Kes' trata sobre un niño que también es ignorado por su familia.

Podríamos citar muchos ejemplos más en el cine inglés de personajes que tratan de huir de la realidad y los conflictos como 'Billy Elliot' (Daldry, 2000) refugiándose en la danza; en 'Naked' (Leigh, 1993) donde Johnny vaga por la ciudad; 'Melody' (Hussein, 1971) donde los niños se apoyan entre ellos y se refugian en la amistad y el descubrimiento del amor; 'Looking for Eric' (Loach, 2009) donde los hijos del protagonista están ignorados y se meten en problemas de pandillas; etc.

Inglaterra a lo largo del siglo XX ha sido un lugar donde los conflictos sociales han sido recurrentes. Si en 'Kes' y 'Melody' la juventud era tratada con indiferencia, en 'Fish Tank' también pero con la diferencia de que ahora los jóvenes están solos, sin un movimiento que los una como antes lo fue el punk con los Sex Pistols o The Clash. Entonces, ¿qué ocurrió para que los
problemas no desaparecieran y se agravaran?

Billie Elliot

Billy Elliot descubre su talento en medio de una Inglaterra golpeada por la crisis económica.

Billy Elliot descubre su talento en medio de una Inglaterra golpeada por la crisis económica.

El mérito de 'Fish Tank' está en su mirada objetiva en la que nos muestra, sin caer en sentimentalismos, el conflicto de Mia, que vive en un barrio pobre de Inglaterra, y sus ansias por huir de la realidad, tanto así que la llevan a buscar afecto en la pareja de su mamá y al ver que no puede tenerlo, entra en crisis.

Andrea Arnold, al igual que Ken Loach en 'Kes', usa a una menor de edad para mostrar cuáles son las verdaderas víctimas del “progreso” que aparentemente hay en Inglaterra. Esta película es una película con mensaje, un ensayo, un documental disfrazado de ficción que nos dice que a pesar de haber pasado ya 40 años de 'Kes', los problemas solo se han ido agravando, la juventud sigue perdida y, aquello que predicaban en los años setenta era cierto: no hay futuro.

Apoyándose en las sólidas actuaciones de Michael Fassbender y de Katie
Jarvis
; y en el gran trabajo de cámara de Andrea Arnold, esta historia está tratada de forma natural, donde pareciera que la cámara no se encuentra ahí, donde pareciera que los actores sufren todo lo que ocurre y donde nos
volvemos testigos de la dura vida de aquella Inglaterra olvidada.

Para terminar este análisis es preciso decir que 'Fish Tank' trata te capturar la esencia del Free Cinema inglés y logra su cometido. Esta película logra un cine de compromiso social sin quitarle los ojos a Mia. Al igual que las películas de este movimiento, logra hacer una denuncia y es que como Ken Loach, Andrea Arnold busca que la sociedad inglesa abra los ojos y, personalmente, creo que lo consigue. Mirando películas como 'Fish Tank' podemos decir que el Free Cinema aún sigue vivo con las películas de los hijos de esta generación y que este film es un digno heredero de las películas de los grandes directores de cine social de Gran Bretaña.

No olvidemos a Eyvi Ágreda y Juanita Mendoza, víctimas del odio y el machismo.

Tags Relacionados:

Cine

Fish Tank

cine inglés

Ir a portada