Sigue actualizado en nuestra APP

José Carlos Yrigoyen: La guerra que no acaba nunca [Opinión]

“El monarca de las sombras vuelve a hurgar en lo más doloroso de la memoria de sus compatriotas. Pero esta vez va más allá y envuelve su historia familiar”.

notitle

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

La necesidad de rescatar y explorar la memoria histórica de España se ha convertido en los últimos años en una polémica tarea nacional. Desde lo literario, su mayor exponente es Javier Cercas (1962). Así lo demuestran su notable Soldados de Salamina (2001), novela que se centra en las peripecias de un intelectual del franquismo cuya vida fue salvada en circunstancias confusas por un soldado del bando republicano; la excelente Anatomía de un instante (2009), libro en el que se explora la transición a la democracia sin indulgencias ni mitificaciones; y sobre todo esa obra maestra que es El impostor (2014), acercamiento a Enric Marco, un farsante que se hizo pasar como prisionero republicano en un campo de concentración alemán y que llevó su infame mentira hasta las últimas consecuencias.

Por supuesto, estos títulos no han estado exentos de controversias, a veces muy agrias, en las que se acusa a Cercas, entre otras cosas, de denunciar una industria de la memoria histórica de la que él mismo a la vez supuestamente se sirve y con la que consigue amplia notoriedad. Al margen de estas confrontaciones, es incuestionable no solamente la admirable calidad de sus novelas, sino también el papel que ha jugado en el debate sobre la trayectoria política y social de los españoles.Cercas pone constantemente sobre el tapete las verdades más terribles e incómodas acerca de acontecimientos y personajes cuyas implicaciones en el pasado colectivo hacen difíciles de enfrentar.

Cercas nunca ha temido a esos retos y a sus consecuencias. Su último libro, El monarca de las sombras, vuelve a hurgar en lo más doloroso de la memoria de sus compatriotas. Pero esta vez va más allá y envuelve su propia historia familiar en el propósito de esclarecer la participación espontánea de millones de españoles en el bando franquista. Para ello se sirve de la difuminada biografía de su tío abuelo, Manuel Mena, un muchacho de 17 años que se enrola en la Falange para luchar contra la República y muere en el frente del Ebro.

Si bien Cercas reconoce que la razón asistía a los que combatían en la orilla contraria, su libro no opta por el inútil y predecible ejercicio de condenar a su pariente réprobo, sino de comprenderlo (lo que para algunas mentes abstrusas es el equivalente a justificarlo) y llega a concluir que él, como muchos otros, más allá de su error, actuaron con honestidad y que la culpabilidad fue más bien de "una panda de hijos de puta que envenenó el cerebro de los niños enviándolos después al matadero".

Para esclarecer la verdadera historia de su tío, olvidada y repleta de lagunas, Cercas viaja a su pueblo natal, el misterioso Ibahernando, para interrogar a los escasos sobrevivientes de aquella época trágica. Descubre así la complacencia de la mayoría de los españoles con el dictador que los oprimía, las indulgentes reelaboraciones del pasado, además del reavivamiento de su propio conflicto personal: el de haber sido parte de una familia de franquistas convencidos y orgullosos, que incluso adquirieron cierta fortuna y prestigio bajo el régimen del Movimiento Nacional, y la virtual imposibilidad de desligarse de esa torva herencia.

Si bien El monarca de las sombras comparte varios méritos con otros libros de Cercas –una prosa hipnótica y vertiginosa, el acertado uso de los recursos autoficcionales, la aguda reflexión derivada de los sucesos contados–, también es verdad que la trama carece del interés y la persuasión de los títulos anteriores que conforman esta saga acerca de la memoria y la guerra civil. Algunos capítulos suelen ser demasiado informativos y a la vez áridos –como el de la historia de Ibahernando, por ejemplo– y en otros se dilatan algunos pasajes gratuitamente. Por eso da la impresión de que, más que ser parte del referido ciclo de novelas, es más bien subsidiario de este. Pero igual El monarca de las sombras es una buena novela, imprescindible para los fanáticos de quien es, sin duda, el escritor más importante de la España actual.

Javier Cercas

  • El monarca de las sombras.
  • RandomHouse, 2017. 281 pp.
  • Relación con el autor: ninguna.
  • Puntuación: 3.5
Ir a portada