¿Cómo nació el Pollo a la Brasa? Aquí te contamos la historia de nuestro plato bandera

Cada tercer domingo de julio se rinde homenaje a uno de los platos más consumidos en el Perú. Sobran las razones para saber que es rico.

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

¿Qué peruano no se ha comido un rico pollo a la brasa con sus papas fritas? Este domingo (en realidad, cada tercero del mes de julio) se celebra el Día del Pollo a la Brasa, una fecha que alegra a muchos por diversos motivos: las ofertas en las pollerías, el motivo para disfrutar de este plato con los seres queridos, los ingresos que generarán las ventas del ave, etcétera.

Somos tan afortunados los peruanos que este popular potaje no es ajeno a alguien. Hay pollerías por todos lados. Lo ofrecen con papas, con camote, con ensalada, con gaseosa, y a variedad de precios. Incluso, para los que menos comen, ya no solo los venden en cuartos sino hasta en octavos.

[Día del Pollo a la Brasa: Heriberto Ruiz, el pionero de los hornos para pollo a la brasa]

Los orígenes del pollo a la brasa se remontan a la década del 50 y la negociadora idea de Roger Schuler, propietario de la primera pollería de Lima, La Granja Azul, quien le encargó a Franz Ulrico – amigo suyo, experto en metal mecánica – construir un horno 'rotombo' que con varias barras giratorias le permita hornear varios pollos de forma uniforme.

Este, previamente, había visto a su cocinera hornear pollos bebés de la misma manera, pero por unidades y en menor escala. Con el tiempo, la proliferación de pollerías se comenzó a dar. Según detalla Armando Alvarado Balarezo en su blog Chiquián y sus amigos, a La Granja Azul le siguió El Rancho en Miraflores (1957) y Caravana en Pueblo Libre (1966), solo por mencionar algunas de las pollerías más emblemáticas de la capital.

Con el paso del tiempo, el 'rotombo' fue mejorado por Heriberto Ruiz, de Hornos Ruiz Hermanos, quien trabajó con Ulrico en su taller de La Victoria y aprendió de él la forma de construir este horno. Este soldador, natural de Lambayeque, creó el horno como lo conocemos ahora: con puerta, chimenea, y con sistema de poleas. Además, también ha creado hornos a gas y ecológicos (de acero puro, el mismo que no expulsa humo y que reduce la cocción de los pollos a la brasa a solo 40 minutos).

Ahora, este plato es popular no solo en el Perú, sino también en el extranjero. Aproveche el Día del Pollo a la Brasa, tenga el gusto de saborear la piel crocante de esta ave, acompañe su bocado con papas fritas, cremas al gusto y disfrute.

A continuación, algunas buenas opciones para comer pollo a la brasa en Lima:

- Gran Parrillada Timbó: Avenida Simón Bolívar 944 – Pueblo Libre.
- La Panka: Av. Villarán 753, Surquillo.
- Villa Chicken: Tiene varios locales en Lima y uno en Tarapoto.
- Pollos Begui: Tiene varios locales en Lima.
- La Granja Azul: Carretera Central km 11.5 Santa Clara, Ate.
- Primos Chicken Bar: Av. Conquistadores 201, San Isidro.

(USI)

(Perú21)

Tags Relacionados:

Día del Pollo a la Brasa

Leer comentarios ( )

Ir a portada