Beber ‘lejía’: La peligrosa ‘cura milagrosa’ para combatir el coronavirus que se propagan en la web. (Foto: AFP)
Beber ‘lejía’: La peligrosa ‘cura milagrosa’ para combatir el coronavirus que se propagan en la web. (Foto: AFP)

El brote viral del ha desatado todas las alarmas a nivel mundial y con este, lamentablemente, también han aparecido todo tipo de bulos y conspiraciones. Pero nada más peligroso que las ‘curas milagrosas’ que supuestamente eliminan el virus.

El problema con este tipo de opciones que se presentan como médicas es que no cuentan con ningún respaldo científico, y su importancia radica en la rápida propagación a través de diversos medios, siendo las redes sociales uno de los principales.

Estas ‘curas milagrosas’ van desde lo aparentemente más inofensivo y absurdo como con solo escucharlas, hasta lo peligroso y potencialmente mortal como el uso de homeopatía para prevenir la enfermedad provocada por el coronavirus o la ingesta de MMS (siglas en inglés de 'Suplemento Mineral Milagroso), que no es otra cosa que dióxido de cloro y clorito sódico, un blanqueador y una sustancia desinfectante similar a la lejía, respectivamente.

Coronavirus. (Foto: AFP)
Coronavirus. (Foto: AFP)

PSEUDOCIENCIA: LA OTRA PANDEMIA

Lejos de usarse para limpiar el baño o blanquear la ropa, como con cualquier otro desinfectante blanqueador, el MMS es comercializado y promocionado como una cura milagrosa para toda una gama de enfermedades que van desde el resfriado común hasta la diabetes, pasando por el cáncer, el autismo y la malaria.

Pero recientemente, y a raíz de la actual emergencia médica mundial que ha desatado el actual brote viral en China, un grupo de teóricos de la conspiración denominado QAnon, han empezado a recomendar el MMS para contrarrestar el coronavirus, según informa .

Al mismo estilo de lo visto en la película ‘Contagio’, los falsos informes de lo milagroso de este producto para combatir el virus se empieza a propagar incluso más rápido que el propio coronavirus, causando daños irreparables.

CUIDADO CON LA INFORMACIÓN FALSA

Ante esta situación es importante mantenerse informado de fuentes confiables, que cuenten con respaldo científico de por medio. Estas fuentes son siempre las oficiales, como la propia Organización Mundial de la Salud (OMS).

También se debe tener en cuenta que la aparición de una vacuna toma su tiempo debido a los procesos de investigación de los distintos laboratorios a nivel mundial, pues en estos se tiene que incubar el virus y someterlo a varios procesos para dar con la vacuna, .

La información sobre remedios pseudocientíficos para curar el coronavirus pueden venir por cualquier medio, por lo que es importante estar prevenidos. Lo que se sabe hasta el momento, es que los pacientes están recibiendo tratamiento para sus síntomas y se están probando algunos antivirales tradicionales para los casos más graves, mientras que se trabaja en la obtención de una vacuna.

Lo que se debe seguir es una serie de , manteniendo la higiene tal como se muestra en el cuadro anterior.

Con información de Hipertextual, The Daily Beast, Ars Technica.

TAGS RELACIONADOS