Cerveza sin alcohol, ¿la solución al volante?

Una campaña en España promueve el consumo de este tipo de cerveza para evitar los accidentes del tránsito.

Redacción PERÚ21
Redacción PERÚ21

El consumo de bebidas alcohólicas y la conducción de vehículos siempre ha sido una de las peores combinaciones debido a la alarmante cantidad de accidentes que se producen.

Esto es debido a que los efectos del alcohol en el cuerpo humano, altera los sentidos y reflejos que permiten mantener una conducción precavida y atenta a los obstáculos.

Sin embargo, en España se viene fomentando una campaña de concienciación sobre este problema de carretera, fomentando el consumo de la cerveza sin alcohol ('cerveza sin'), un tipo de cerveza con un nivel tan bajo de alcohol que casi no entra en la categoría de bebida alcohólica, como una alternativa para los conductores.

Esta campaña es apoyada por la asociación Cerveceros de España, la Dirección General de Tráfico (DGT) y otros 18 aliados, quienes afirman que este tipo de cerveza no afecta la conducción.

“La cerveza sin [un tipo de cerveza con hasta un 0,9% de alcohol] realmente no contiene alcohol. Lo que hay son trazas y tiene menos de un 1% de alcohol. No afecta en absoluto a la conducción ni a los reflejos. Te puedes tomar 400 cervezas sin y te aseguro que no te va a afectar en nada ni a tus reflejos ni a tu conducción. Es una cerveza totalmente segura a la hora de ponerse al volante”, afirma Ramón Pradera, portavoz de la campaña, según informa Hipertextual.

¿QUÉ TAN CIERTA ES LA ETIQUETA 'SIN ALCOHOL'?

En la Unión Europea, para que una cerveza lleve esta etiqueta, la bebida debe contener menos del 1% de alcohol, variando en sus porcentajes desde el 0,5% al 0,05%. Es decir, que la cerveza contiene una ínfima cantidad de alcohol.

Sin embargo, para Javier Laso, coordinador del Grupo de Alcohol y Alcoholismo de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI), ni siquiera estas cantidades mínimas de alcohol son recomendadas, por ejemplo, para embarazadas o pacientes que sufren de alcoholismo, ya que solo el olor y sabor podrían conllevar a una "recaída".

El especialista también advierte que el alcohol, aunque en pequeñas cantidades, afecta de forma distinta a cada persona debido al "polimorfismo genético". Es decir, debido a nuestra genética diferenciada del resto, una persona puede verse afectada en cómo metaboliza el etanol, generando en ella sustancias más nocivas que en otras y esto también puede traducirse en una alteración de los sentidos.

"Hay quien dice que la cerveza tiene muchas ventajas, por ejemplo el ácido fólico, pero para conseguir el que necesitamos hay que beber muchísimas cervezas. Y sin tomar esta bebida también se puede conseguir", agregó el especialista.

Todo parece indicar que la mejor opción para evitar cualquier tipo de accidente de tránsito, la cerveza debe estar completamente alejada de las carreteras. Además, esta bebida no debe ser consumida en exceso si se piensa cuidar la salud.

Tags Relacionados:

Salud

Alcohol

Cerveza

Ir a portada