La historia viral de una mujer que perdió 220 kilos: "puedo hacer cualquier cosa que me proponga". (Foto: Christina Phillips / Facebook)
La historia viral de una mujer que perdió 220 kilos: "puedo hacer cualquier cosa que me proponga". (Foto: Christina Phillips / Facebook)

En redes sociales, sorprendió el relato de Christina Phillips, una mujer que sufrió un radical cambio físico tras perder 220 kilos.

Oriunda de Mississippi, , llegó a pesar los 315 kilos con solo 22 años y fue considerada una de las mujeres con más sobrepeso del mundo, por lo que tuvo que ser sometido a un bypass gástrico.

Su caso dio la vuelta al mundo luego de aparecer en el programa del canal TLC “My 600-lb Life” (“Mi vida con 272 kg”), donde dijo: “estoy atrapada dentro de este cuerpo en el que no quiero estar”.

En aquella oportunidad, admitió no haber salido de casa en más de dos años debido a sus problemas de peso y culpó a sus padres por permitirle comer demasiada comida basura.

Tras ponerse en contacto con el doctor Younan Nowzaradan, supo que debía hacer un cambio en su vida. Así, logró perder 220 kilos gracias a una cirugía y el ejercicio.

Un cambio radical

Ahora, Christina pesa menos de 85 kilos y suele publicar fotos de su antes y después para motivar a otras personas que atraviesen una situación similar a la de ella.

“Ahora puedo hacer mucho más. Antes no podía caminar más de dos metros sin sentir que iba a morir. Ahora, podía hacer casi cualquier cosa que me proponga”, señaló.

Lo que debes tener en cuenta al empezar en el gimnasio

Al empezar en un gimnasio, es importante tener en cuenta una serie de claves que garantizarán tu salud. Según el portal , estos aspectos pueden marcar la diferencia entre dejar el gimnasio a la semana o que se convierta en algo indispensable en tu vida.

  • No te obsesiones con tus objetivos: aunque es bueno marcarse unas metas e intentar conseguirlas, no debes obsesionarte con ellas. Lo primordial y más importante es que hacer ejercicio es indispensable para llevar una vida más saludable.
  • Marca un calendario y horario fijo: aunque parezca una tontería, esta falta de planificación es lo que provoca que mucha gente deje su práctica deportiva al cabo de poco tiempo.
  • Déjate ayudar: antes de inscribirte en un gimnasio, primero asegúrate de que las instalaciones son apropiadas, el material es de calidad y que puedes tener instructores a tu disposición.
  • Aumenta el ritmo de forma gradual: con el paso de los entrenamientos podrás ir aumentando la carga y, al cabo de unas semanas, echarás las vista atrás y te sorprenderás de la mejorías que has hecho.

TAGS RELACIONADOS