'La casa de las flores': Pareja gay te enseña lo importante que es 'salir del clóset'

Una abierta apuesta y apoyo a la igualdad en la serie que protagoniza Verónica Castro.  [VIDEO]

'La Casa de las flores', la serie de Netflix que protagoniza Verónica Castro, pone en pantalla lo complejo que es para muchas familias aceptar a un hijo homosexual. Pero el romance entre Darío Yazbek Bernal y Juan Pablo Medina impresiona de principio a fin. 

Se trata de una pareja que vive en la clandestinidad su amor. Darío Yasbek (Julián de la Mora), el hijo de Virginia (Verónica) ama a Juan Pablo Medina (Diego), un elegante hombre muy bien puesto, atractivo y exitoso. Pero Darío tiene una bella novia, a la cual no ama, aunque se siente impactado por su belleza y su sexualidad. 

La pareja ha creado expectativa. Incluso, en la cuenta de Instagram se mostró el beso y la gente reaccionó de inmediato. 

En entrevista para Vanguardia, Yazbek Bernal dijo que “de entrada, todo mundo tiene problemas en la familia”, por lo que el espectador podrá entender e identificarse con la serie, pero lo más importante es que se trata de “una comedia que no se ha visto antes, y que puede resultar muy interesante, hay temas para confrontar, platicar y discutir como sociedad, además de que se van a reír bastante, se crea una magia y un mundo muy interesante, habrá que cuestionarse a sí mismo las cosas que no se dicen en la familia”.

JP

JP

Juan Pablo Medina es Diego, un hombre abiertamente gay. 

Julián contó que para este papel leyó  "bastante los guiones y después me concentré en una parte muy física, y al estar platicando con una amiga psicóloga me dijo que ella tenía un paciente que tenía un predicamento bastante similar al del personaje, y escuché algo que me gustó mucho que fue el hecho de que tenía una claustrofobia, y a partir de ahí como que esa claustrofobia la llevé a trabajar para esos momentos donde el mundo es demasiado grande, o donde uno no sabe tomar una decisión, y creo que mucha gente sufre de esa situación. Trabajar con esas cosas yo creo que siempre es bueno y además tiene una parte cómica porque naturalmente tiene esta situación de todos los humanos que nos da risa”.

En la serie, Julián consigue salir del clóset ante su compleja familia. Sus hermanas se lo toman a bien, pero la madre (Virginia) queda tan aterrada que hasta busca ayuda psicológica y se resiste a aceptarlo, aunque no dejar de ser afectuosa con su engreído.

La salida del clóset es bastante accidentada, pero tiene el ritmo de un himno gay. Nos referimos a la canción 'A quién le importa' de Alaska. 

Hay secretos que terminan saliendo del clóset. #LaCasaDeLasFlores, disponible 10 de agosto solo en @netflixlat.

Una publicación compartida por La casa de las flores (@lacasadelasflorestv) el

Por su parte, Juan Pablo Medina (Diego) señala que lo importante de dar vida a este personaje es que se busca dar a conocer una cara diferente de la comunidad gay.

"Las personas somos distintas y la orientación sexual no nos define. Así como no todos los heterosexuales son iguales, tampoco los homosexuales. Yo quizá muestro a un gay poco visto en tv, alejado de estereotipos, porque también los hay. Mi personaje es un contador exitoso que, pese a que tiene una relación con un hombre más joven que vive en el clóset, decide aceptar una relación a escondidas", indicó a El Universal de México. 

TEMÁTICA POR LA IGUALDAD
La serie tiene una marcada apuesta por la igualdad y la inclusión de la comunidad LGBT. Esa es la postura del director Manolo Caro. En 'La casa de las flores' existen personajes bisexuales, gay, drags y hasta trans.

Durante el rodaje de la serie, la pareja fue a la famosa tienda de deportes Martí a grabar una escena en la que Darío Yazbek Bernal y Juan Pablo Medina se encuentran buscando artículos y terminan dándose un beso. Este hecho no le pareció al encargado de la tienda y no los dejó continuar con la filmación a pesar del contrato firmado.

El productor Manolo Caro publicó por medio de sus redes sociales lo que estaba sucediendo y detalló lo ocurrido: "Estábamos grabando una escena que incluía un beso gay. En la historia la pareja entra a comprar unos artículos de deportes y mientras están viendo, hablan de su relación. Al final, se dan un beso. Nada más. No hay nada obsceno".

Más allá de la serie, los actores y el equipo de producción están comprometidos con la igualdad como lo mostraron al participar en la marcha gay.

La pareja afronta una serie de situaciones como la exposición extrema tras la filtración de un video cuando ambos incluyen a un chico en la cama. Pero el mensaje que deja es la importancia de vivir  de acuerdo a lo que uno es.

Julián se descubre posteriormente bisexual, y pierde el amor de Diego por sus inseguridades, sin embargo, su relación con los seres que más ama (su familia) se fortalece. Vemos así a una madre que quiere al que fuera su novio, que lo respalda cuando su video porno se viraliza en las redes sociales, que es aconsejado por su padre al cuidar a ese gran tipazo que es Diego. 

GAY

GAY

MARCHA GAY.

Leer comentarios ( )

Ir a portada