Domingo 26 de octubre del 2014

Última actualización: 04:02 am

TIEMPO EN LIMA:

16°

COMPRA: $2.9100

VENTA: $2.9120

Además:

Domingo 16 de diciembre del 2012 | 09:01

Vicepresidente Juan Carlos Eguren afirma que iniciativa requiere una minuciosa revisión. Marisol Pérez Tello descarta que nueva figura delictiva colisione con la apología del terrorismo.

(USI)
(USI)

Concluida la primera legislatura de 2012-2013, el segundo vicepresidente del Congreso, Juan Carlos Eguren, informó que el proyecto de ley de negacionismo será debatido en la Comisión Permanente, que entrará en funciones a partir de mañana y hasta el 28 de febrero próximo.

En declaraciones a Perú21, sostuvo que “debido a las implicancias de la norma se requiere una revisión minuciosa de su contenido para evitar la vulneración de algún derecho fundamental consagrado en la Constitución”. Explicó que la propuesta –que tiene dictamen favorable de las comisiones de Constitución y de Justicia– no requiere votación calificada pues solo implica una modificación del Código Penal. Por su parte, la titular de la Comisión de Justicia, Marisol Pérez Tello, descartó que el delito de negacionismo colisione con la figura de la apología del terrorismo, y aclaró que no deja vacíos en su eventual aplicación ni en lo referente al respeto a la libertad de expresión.

SABÍA QUE

- Incurre en delito de negacionismo quien niega hechos contenidos en una sentencia consentida para promover la comisión de un acto terrorista o adoctrinar a la gente.

- La sanción planteada es pena de cárcel que fluctúa entre seis y 15 años.

  • Peru21.pe no se responsabiliza por los comentarios publicados, que son autoría de los usuarios que los firman.
  • Los usuarios asumirán toda responsabilidad frente a terceros por cualquier daño o perjuicio que el contenido de sus comentarios pueda causar, incluyendo responsabilidades de tipo civil, administrativo y/o penal, o infracciones a derechos de autor o de marca, o cualquiera sea su naturaleza.
  • Peru21.pe se reserva el derecho a eliminar los comentarios que se consideren fuera de lugar y/o que puedan atentar contra las políticas internas de la empresa, sin necesidad de comunicación previa al usuario.