21.JUL Viernes, 2017
Lima
Última actualización 09:35 pm
Clasificados

LA PORTADA DE HOY

Denuncia Injerencia

Compartir:
Opinión

Casi siempre sucede que empezamos un programa de nutrición con algún objetivo, como perder peso, reducir porcentaje de grasa, disminuir el colesterol y triglicéridos, entre otros, y a los pocos días rompemos la dieta.

Generalmente, sentimos que después de escasos días o semanas de cuidarnos en no comer pan, arroz, frituras, sal en exceso, nos merecemos comer nuevamente algo que satisfaga nuestro cerebro, porque, no es que necesitemos energía para algo puntual importante, solo pierde nuestra fuerza de voluntad. Dentro de los top 5 de alimentos o bebidas que nos hacen pecar durante un plan nutricional, a la cabeza están los carbohidratos y harinas refinadas, acá está el rico arroz que comemos muchos de los peruanos y el pan, quizás el alimento más irresistible, y no son ideas mías sino de muchos pacientes que después de una semana de dieta narran que el olor o sabor del pan lo extrañan. Para resistir y mantener nuestra fuerza de voluntad, es importante tener siempre a la mano alimentos como el camote o la papa para poder sustituir al pan o arroz cuando nos queremos cuidar. En segundo lugar tenemos las grasas trans y las frituras en general, en donde están las papas fritas y las grasas presentes en quesos y mantequilla. Van en tercer lugar los alimentos salados, irresistibles para muchos también y con efectos negativos en un plan de reducción de peso, ya que producen mucha retención de líquidos en el cuerpo. En cuarto lugar están los dulces y postres, desde los helados, caramelos, galletas, chocolates, gomitas y demás, ricos en azúcar blanca y manteca. Y en quinto lugar mencionaremos a las bebidas alcohólicas, que suelen ser motivo de ruptura de cualquier plan nutricional. Es difícil tener fuerza de voluntad cuando nuestro cerebro está acostumbrado a recibir alimentos altamente adictivos, ayudémonos con la actividad física y alimentación casera y sana para sacar nuestra salud adelante.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.