22.FEB Miércoles, 2017
Lima
Última actualización 11:41 pm
Clasificados

LA PORTADA DE HOY

La gran estafa

Compartir:

Columna Mónica Delta

La Interoceánica Sur comenzó con un presupuesto de 800 millones de dólares y terminó en 2,300 millones. Evidentemente los sobornos presuntamente pagados al ex presidente Alejandro Toledo son una ínfima parte de estos elefantes de cemento que ya contamos por montones. En la cadena de pérdida de dinero hay, por decir lo menos, mucha laxitud al no advertir, por ejemplo, inviabilidad, sobrecostos, urgencia y trascendencia en las prioridades de infraestructura.

Demasiados han mostrado sorpresa por los abrumadores indicios de corrupción de Alejandro Toledo. El cholo de Harvard, el error estadístico, el pequeño lustrabotas que llegó a ser presidente del Perú. Toledo construyó su imagen con incontables datos falsos que pocos se atrevieron a expurgar.

Como en todas las grandes historias de corrupción, la sentencia ciudadana llega de prisa, la justicia, con mucha suerte, llega a cuentagotas y en nuestra realidad casi siempre, de manera selectiva. En uno de esos capítulos estamos los peruanos tras conseguir en Brasil, Estados Unidos y Suiza la confesión premiada de los principales cabecillas de la banda organizada que construyó toda una estructura de sobornos para ganar licitaciones, construir megaproyectos sobrevaluados y llevarse la plata a cuentas off shore en al menos diez países del continente.

No deja de ser una paradoja que los poderosos en el Perú dependan todavía del colaborador eficaz brasileño Jorge Barata, hasta hace poco, mandamás de Odebrecht en el Perú. Barata.

Hasta ahora, solo ‘suertudo’ a pesar de las nuevas revelaciones. Nos referimos al ex presidente Alejandro Toledo, que sigue disfrutando de su estancia en la Universidad de Stanford. Los expertos aseguran que NO se ha solicitado prisión preventiva porque el fiscal anticorrupción Hamilton Castro se resiste a entregarle a la fiscal Villar el documento obtenido del Reino Unido para anexarlo al caso Ecoteva. Con esos expedientes bancarios se prueba que, en 2006, el financista de Toledo recibió depósitos por más de un millón y medio de dólares desde cuentas vinculadas a la constructora brasileña Camargo Correa.

¿Se acuerdan del personaje de los 80 interpretado por el desaparecido Alex Valle? Abrimos el casting para determinar quién se lleva el papel estelar. Patético es comprobar cómo se tiran la pelota sobre si es posible o no revisar el contrato firmado en 2013 entre Villarán y Rutas de Lima a propósito del incremento de precio del peaje en la Panamericana Norte.

Brasil está avergonzado, pero sus jueces nos están dando una lección. Los políticos de Argentina, Colombia, República Dominicana, Ecuador, México, Guatemala, Venezuela, Panamá y especialmente del Perú están aterrorizados porque vienen por todos.

Coincido en que el Estado debe ser laico y actuar en consecuencia. Sin embargo, guste o no, el Perú es mayoritariamente católico y la Iglesia, a pesar de todo, sigue siendo una de las instituciones más creíbles. El presidente Pedro Pablo Kuczynski, cuando asumió el cargo, hizo clara referencia a la libertad de culto, invocando la importancia de la religión que profesa. ¿Por qué no podría hacerlo?

Perdieron los consejeros maximalistas. El presidente Kuczynski actuó como estadista al despejar toda posibilidad de hacer una cuestión de confianza de la probable censura del ministro Jaime Saavedra.

Nadie podría dudar de la experiencia partidaria y política del congresista Carlos Bruce. Sin embargo, el error que ha cometido al solicitar, mediante oficio membretado del Congreso, apoyo policial para la inauguración de su restaurante (Trastienda) es, por decir lo menos, inaudito.

La próxima semana despejaremos dudas y murmuraciones. Nadine Heredia, de acuerdo al mandato judicial, debe regresar al Perú el lunes 5. Si quiere demostrar muñeca política y taparles la boca a sus detractores, lo que más le conviene es volver.

En las narices del fiscal, de las del juez, del gobierno de Pedro Pablo Kuczynski y de toda la ciudadanía, Nadine Heredia se fue a Ginebra, Suiza, a tomar posesión de su cargo como directora de la sede de enlace (nombre rimbombante) de la FAO, institución de las Naciones Unidas. La ex primera dama investigada por lavado de activos informó al juez que se iba a Europa el lunes (no esperó respuesta) y, con escolta hasta el avión, se mandó mudar al Viejo Continente ante la mirada atónita de decenas de compatriotas.

En la víspera de la reunión mundial del APEC, minutos antes de las 10 a.m. de ayer, un hongo de humo negro alarmó a miles en Miraflores. Los videos comenzaron a circular y la ciudad entera se informaba de otra tragedia. El saldo: bomberos con heridas y cuatro fallecidos, quienes eran trabajadores del complejo de cines UVK, ubicado en los sótanos del centro comercial Larcomar. Hace menos de un mes, llorábamos a 3 bomberos que murieron en el Agustino en cumplimiento de su deber. Ahora Larcomar, en pleno corazón de Miraflores, el lugar turístico más visitado de Lima.

Y ganó, ganó rico Mc Trump. Contra la mayoría de los medios, contra las encuestas, contra la razón, contra las minorías y, sobre todo, representando al candidato antiestablish-ment, contra el político tradicional. Le tocó al país más poderoso elegir a uno de esos extremos. Las ideologías ultra siempre tienen seguidores duros y dispuestos a lanzar al abismo todo lo que no se les parezca. También en Francia tienen su Le Pen, antes los nazis, hoy los neonazis; en Cuba, los Castro; en Venezuela, los Chávez y los Maduro. Populismo y fanatismo siempre venden y compran votos.

Ollanta y Nadine tenían defensores. El ex ministro de Economía Alonso Segura nuevamente confronta al actual gabinete y los conmina a dar cifras ciertas. Esto obliga al gobierno de PPK a ser más enfáticos y a demostrarles, con más numeritos, que dejaron el país peor de lo que quisieron mostrar. Lo recomendable para Fernando Zavala hubiese sido demostrar, al asumir el mandato, lo mal que nos dejaba el quinquenio pasado y no ser obligados por la oposición a sincerar la crítica cuando solicitaron facultades en el Congreso. Las críticas fueron extraídas a cucharitas. Ahora no se quejen.

Los gobiernos trazan sus líneas emblemáticas en los primeros 100 días de gobierno. Es un primer periodo de evaluación en el que se espera se establezca claramente la dirección de las grandes reformas que marcarán los cinco años siguientes. El 28 de julio de 2016, todos (casi) sentimos tras el discurso de inauguración de Pedro Pablo Kuczynski una sensación de esperanza y de certezas de tiempos mejores. Es pronto para exigir resultados claros, pero también es verdad que el entusiasmo inicial ha cambiado y, hoy, hay incertidumbre en la dirección de la ruta y en la velocidad de la misma.

Subteniente Alonso Salas Chanduví; Teniente brigadier Raúl Lee Sánchez, y el más joven; Eduardo Jiménez Soriano. Hasta ayer, anónimos miembros del Cuerpo de Bomberos Voluntarios del Perú, hoy, fallecidos trágicamente, en el cumplimiento de su altruista labor.

La superioridad de una democracia se basa en el respeto a la ley. Un Estado está obligado a defender a sus ciudadanos y a evitar que las ideologías criminales se introduzcan por las ventanas de la debilidad institucional. No es ocioso encender las alarmas cuando decenas de individuos en un distrito de Lima, como Comas, han pretendido glorificar a seguidores de Sendero Luminoso. No podemos ser tontos en una sociedad en la que el terrorismo acabó con 30 mil vidas.

La accidentada salida de Yeni Vilcatoma de Fuerza Popular ha provocado un paso apuradito en la discusión de una iniciativa que prohíba el denominado transfuguismo. Este término inaugurado en la década del fujimorismo por la compra de congresistas ha continuado en los sucesivos regímenes, con otras motivaciones, aplicándose en su máxima expresión durante el quinquenio anterior.

Tras un quinquenio de comunicación primitiva, ceños fruncidos y sonrisas conyugales congeladas, ha caído bien el estilo democrático, poco pomposo, simplón, pero fresco, instaurado por el presidente Kuc-zynski. Confieso que no me molestan sus poco acompasados pasos de baile ni su autodenominado ‘humor inglés’. Afinar palabras y puntería es algo en lo que los asesores de PPK deben trabajar horas extras. Las lunas de miel, aunque intensas, duran poco y este contrato con la ciudadanía es de 5 años.

¿Fue candidez que el ministro de Economía, Alfredo Thorne, hable de sospechas de injerencia de Nadine Heredia en el despacho de Alonso Segura, ex titular del sector? ¿La afirmación que hizo Thorne fue para ‘congraciarse’ con el fujimorismo, cuyo aparente objetivo es iniciar, cuanto antes, sendas investigaciones contra la ex primera dama por presunta usurpación de funciones en el gobierno de Ollanta Humala?

Feminicidio, enero 2016. Seis mujeres murieron destrozadas por sus parejas. En febrero, 8; en marzo, 10; en abril, 8; en mayo, otras 10; en junio, 12. Intentaron matarlas bajo la misma modalidad, es decir, tentativa de feminicidio, durante los mismos meses, 21, 24, 21, 17, 24 y 11, respectivamente.

Presidente de Francia: “Algunos excesos de Donald Trump hacen que se me revuelva el estómago”; presidente de Rusia, Vladimir Putin: “Brillante, pintoresco y con mucho talento, un líder absoluto”; Bill Bratton, comisionado de la Policía de Nueva York sobre el candidato republicano: “Me aterroriza”; Barack Obama: “No es apto para servir como presidente de Estados Unidos”; hermano africano del mandatario estadounidense, Malik Obama: “Me gusta Trump, estoy desilusionado de Barack”; Ruth Bader, jueza del tribunal supremo de EE.UU.: “Es un farsante, con mucho ego”.

Héctor Becerril debe ser sancionado por su partido. Es descabellado que un parlamentario utilice escasa racionalidad para atacar o responder a sus adversarios políticos. Es inaudito que el citado parlamentario, reelegido y miembro prominente de lo que será una mayoría contundente, utilice una red social para exponer sus delirios contra otro grupo ideológico. Tuitear una foto trucada es un acto difamatorio. Peor si se trata de una autoridad.

La celebración, la invocación a la ley del talión de tuiteros tras la trágica muerte del torero Víctor Barrio (29), enciende una señal peligrosa: la pérdida de la empatía con la raza humana. Deploro el abuso animal y pido sanción contra quienes lo cometen. No me gustan las corridas de toros. Considero que la crueldad humana nos envilece y acentúa rasgos de una sociedad perversa. Sin embargo, creo lo mismo de quien se ubica en el otro extremo. Los animales no son seres humanos. Esa inversión de la empatía nos provoca pérdida de perspectiva.

A 22 días de dejar la presidencia, el mandatario Humala afirma, suelto de huesos y con poco rubor en el rostro, que “los políticos creen que el Perú es su chacra”. ¿Se habrá referido, también, a su manejo gubernamental de los últimos 5 años? ¿Quizá ha olvidado el haber claudicado de muchas de sus funciones en el liderazgo de la lucha contra la inseguridad y la corrupción? ¿Habrá reflexionado, quién sabe, sobre su decisión de compartir el poder con su esposa sin que ostente cargo alguno ni haya sido elegida a nada? ¿Avalará la denuncia del contralor respecto a la compra de patrulleros coreanos (donde fue agregado militar) que no fueron diseñados para esa actividad?

La verdad fue su letra y sus agendas. Hoy, nadie duda de que Nadine Heredia está en serios aprietos judiciales como consecuencia de ese destape que, al inicio, intentaron desprestigiar tanto el gobierno como ciertos coleguitas.

Aunque las formas son necesarias, a los jugadores políticos se les mide, de verdad, en la cancha. ¿Keiko Fujimori queda descolocada al no evidenciar un talante amistoso con el ganador de la contienda electoral? ¿Le conviene seguir marcando distancia como fuerza mayoritaria de oposición? ¿Keiko promoverá una actitud parlamentaria obstruccionista o esa conducta sería un suicidio para su futuro electoral? ¿Ver a una sonriente Verónika Mendoza salir de una reunión con Pedro Pablo Kuczynski asegura buenas formas entre la fuerza de izquierda en el Congreso y el gobierno entrante? ¿Vero le gana la partida a Keiko o esa foto le costará más a quien, desde ya, dice que quiere ser una alternativa de gobierno?

“El dado está echado” o “la suerte está echada”. Esta frase, atribuida a Julio César al cruzar el río Rubicón en Italia, la aplicamos a los resultados de esta ajustadísima votación presidencial. Matemáticamente parece imposible que Keiko le voltee el resultado a Pedro Pablo Kuczynski. Sin embargo, lo que ocurra en los 40 días antes de la transmisión de mando será determinante para la suerte del país.

¿Por qué está en el Perú como “entusiasta” observadora de los comicios electorales? Empecemos por quién es y de qué se le acusa en Venezuela. Esta ciudadana del país caribeño, presidenta del Consejo Electoral (equivalente al presidente del JNE en Perú), fue denunciada por una presunta manipulación de las máquinas de votación, considerando que los sondeos a boca de urna daban como ganador a Henrique Capriles en 2013.

A 10 días de la elección, Keiko Fujimori (a pesar de Joaquín Ramírez) sonríe y PPK aprieta su acelerador más agresivo. “Lo más probable es que hijo de ratero sea ratero también, de tal palo tal astilla”, dijo el candidato de Peruanos por el Kambio en San Miguel.

Las familias de Daniel Tello, Elizabeth Cacsire y Michel Solís nunca volverán a ser las mismas. En una semana, en Lima, tres estudiantes víctimas de la alevosía criminal nos alertan sobre el abismo en el que hemos caído. Dos muchachos, repletos de esperanzas, muertos, y un tercero con una bala que le perforó parte del sistema digestivo. Criminales matando jóvenes por robarles sus mochilas, o por no tener suficiente dinero. ¿Hasta cuándo?

Keiko no va, Keiko sí va, PPK amigo. Keiko recorre el país en ocho días, PPK se va a EE.UU. ocho días. Keiko se corre del debate. PPK quiere debatir con Keiko hasta en la punta del cerro. Keiko tiene 553,732 seguidores en Twitter (miércoles 11 mayo, 3:15 p.m.) mientras que PPK tiene 447,916 (el mismo día y misma hora). La diferencia, en la instantánea, es de 105,807 seguidores. Podríamos decir, apretado como en las encuestas.

¿Suma o resta Acuña a la candidatura de PPK? Un análisis rápido puede apuntar al intento de reforzar la intención de voto en el norte, donde el líder de Alianza para el Progreso ha sido alcalde y gobernador.

Para cualquiera, los pasivos familiares pesan como una mochila repleta de piedras, pero para quienes manejan el poder o pretenden hacerlo pueden significar su Waterloo.

Los votantes de Keiko Fujimori aseguran que su candidata combatirá mejor la delincuencia, seguirá la línea de su padre y tendrá mayor liderazgo sobre su partido. Los votantes de Pedro Pablo Kuczynski (PPK) argumentan su preferencia en la experiencia y capacidad del candidato, en que es economista, que puede combatir de manera más eficiente la corrupción y respetar las instituciones.

La segunda vuelta devolvió, ipso facto, tranquilidad económica al país. No hay grandes discrepancias sobre el modelo, sino en cómo se aplicará. Las dudas están en otra cancha. La gran pelea entre Keiko y PPK se concentrará en quién coloca primero el miedo contra el otro (en relación a la tienda naranja: prácticas autocráticas, concentración de poder y corrupción; y con los PPPKausas: apoyo a intereses extranjeros, negociación bajo la mesa que favorece a los grandes capitales, inseguridad y fragilidad partidaria). El grupo que instale más rápido estos temores en los eventuales votantes dirigirá los destinos del Perú hasta el bicentenario. Errores de saque. Pedro Pablo Kuczynski comentando, prematuramente, su interés de visitar a Gregorio Santos, ganador en Cajamarca y parte de Puno, y Cecilia Chacón vociferando que Alberto Fujimori saldrá por la puerta grande. ¿Comenzamos ya con la prepotencia? ¡Mucho cuidado con esa mochila! El fujimorismo, con su mayoría absoluta en el Congreso, debe hilar fino o todo el trabajo que Keiko ha labrado durante años para quitarse el estigma del autoritarismo y poca convicción democrática e institucional jugará en su contra de manera determinante. Por su parte, PPK debe convencer al electorado que votó por otras opciones en la primera vuelta, no a sus dirigentes, ni tampoco buscando “pactos políticos, no muy santos, que sean contra natura”. El ciudadano espera firmeza, sinceridad, novedad en el método, que en nada se asemeje a lo que tanto desprecian, a lo que han dejado claro en esta primera parte de la elección. Hay voto estratégico, hay voto ideológico, hay voto por miedo, hay voto generacional. Pero, sobre todo, la gente ha votado CONTRA una forma tradicional, mentirosa y no democrática de hacer política. El país quiere libertad, pero también autoridad. Quiere un liderazgo que convoque, no que avasalle. Quiere continuar con lo que nos sacó de la crisis, pero quiere mayores oportunidades y menos desigualdades. Quien lo entienda y lo atienda será un buen presidente o presidenta.

En tres días tendremos un Congreso elegido y los protagonistas de una segunda vuelta electoral presidencial. Una parte de la población está centrando su miedo o su entusiasmo juvenil en la posibilidad de un cambio radical entre dos candidatas a la presidencia.

El único debate que permitiría tener una mirada final antes de la primera vuelta electoral corre el peligro de convertirse en un gran reality histórico, sobre todo por la dupla García-Olivera, que de espectáculo nos dará todo, pero de trascendencia no dejará nada sustancial. Coincido con Carlos Basombrío cuando levanta la voz sobre el formato aprobado por los mismos candidatos y el máximo ente electoral.

El modelo de desarrollo económico que rige al Perú hace 25 años permitió el surgimiento de una nueva clase media y esta es precisamente la que hoy no está conforme y levanta la voz. Esta clase emergente es crítica, cree menos cuentos, tiene mejor capacidad adquisitiva y, por ende, más cosas que perder. En palabras simples, no le gusta lo que ve y aspira a una sociedad más justa.

Era previsible. A tres semanas de las elecciones, Keiko Fujimori comienza a sentir los sacudones de sus adversarios y enemigos. Demasiado tiempo sola en un holgado primer lugar en las encuestas puede haberla mantenido en su zona de confort, pero eso llegó a su fin. Su estrategia de minimizar las polarizaciones se agotó y, si no rediseña sus defensas y ataques, corre verdadero peligro de sucumbir.

Julio Guzmán y César Acuña quedaron fuera de carrera. Como alentaban sus adversarios y temían sus seguidores, el JNE confirmó su posición del 3 de marzo en la que determinó, por mayoría, la procedencia de la tacha del primero y la exclusión del segundo.

La etimología del tercer mes del año es “viene de Marte”. Nombre en latín del dios romano de la guerra. La alusión calza con nuestro proceso electoral. Las estrategias más guerreras, lícitas o ilícitas, como las “balas de plata”, están reservadas para la recta final. Estamos en esa etapa y ya comenzaron a ejecutarlas.

“Lo del libro de Otoniel no es plagio, es copia”. Palabras textuales del candidato a la presidencia de APP, César Acuña. ¿En serio? Difícil digerir lo que escuchamos de algunos personajes que pretenden la primera magistratura del país. La persona que comete plagio es quien COPIA obras ajenas. El señor Acuña copió no solo en lo sustancial, sino la obra completa, incluyendo los agradecimientos al verdadero autor. Un acto de esa naturaleza es un descarado robo intelectual, pero parece que para él y sus allegados es un asunto de semántica. Querer hacer una diferencia entre una palabra y otra es uno de los tantos “laberintos” en que nos quieren meter algunos candidatos y sus bien remunerados asesores para minimizar una acción ilegal.

Edición Impresa