Además:

Las universidades en la mira

Martes 15 de diciembre del 2009 | 08:05

El Congreso debatirá el proyecto que que impide el funcionamiento de nuevas casas de estudios.

Compartir

El Poder Ejecutivo concretó el anuncio que hiciera la semana pasada y ayer remitió al Congreso un proyecto de ley que plantea la suspensión de autorización de funcionamiento de nuevas universidades públicas o privadas. El tema, que surgió tras el escándalo de la Universidad Alas Peruanas, sería debatido hoy por el Pleno del Legislativo.

La iniciativa también propone la suspensión de nuevas filiales, facultades, escuelas profesionales o secciones de posgrado hasta que se establezcan los estándares de acreditación que garanticen un servicio educativo de calidad. Igualmente, se suspende el ingreso en la modalidad de educación a distancia, labor que estará a cargo del Consejo de Evaluación, Acreditación y Certificación de la Calidad de la Educación Superior Universitaria (Coneau).

La propuesta del Ejecutivo señala que el Consejo Nacional para la Autorización de Funcionamiento de Universidades (Conafu) realizará una evaluación extraordinaria a las filiales, incluidas las que funcionan al amparo de resoluciones judiciales, como lo hizo Alas Peruanas en su momento. Dicha instancia podrá disponer la clausura de aquellas que se encuentren funcionando sin la autorización de los organismos competentes.

El Conafu otorgará autorización de funcionamiento de universidades por cinco años. Luego verificará si cumplió con los estándares de calidad para obtener el funcionamiento definitivo.

El país cuenta con 98 universidades –entre públicas y privadas–, de las cuales 70 tienen autorización definitiva, en tanto que 27 tienen permiso provisional y 34 están en lista de espera.