23.NOV Domingo, 2014
Última actualización 02:52 am

LA PORTADA DE HOY

"Hay que retomar la agenda reformista"

Compartir:
Además:

Andahuaylas paralizada por protestas

Domingo 06 de noviembre del 2011 | 07:05

Los agricultores y regantes de la zona solicitaron al Gobierno Regional de Apurímac que ordene el cese de toda actividad minera.

Los campesinos esperan que el Gobierno Central escuche sus pedidos. (Perú21)
Compartir

El paro de agricultores y regantes de Andahuaylas, en Apurímac, ya lleva su cuarto día consecutivo y ha obligado a que todos los negocios públicos y privados de la ciudad cierren sus puertas al público desde hoy.

Como parte del bloqueo, los manifestantes mantuvieron cerrada la carretera de acceso Andahuaylas-Abancay a la altura del kilómetro 12, en la comunidad de Champaccocha, el distrito de San Jerónimo, limitando así la salida de la zona y el número de vehículos de transporte público.

El representante de la Junta de Usuarios del Distrito de Riego de Andahuaylas y Chincheros, Pelayo Hurtado Guszán, solicitó al Gobierno Regional de Apurímac que apruebe una resolución que prohiba toda actvidad minera en carreteras, cuencas, microcuencas, ojos de agua, bofedales y zonas agrícolas.

“En días anteriores se mantuvo una reunión con el vicepresidente regional, quien nos ha informado que la solución de este pedido es competencia del Gobierno Central”, sostuvo Hurtado Guzmán para RPP.

El paro indefinido empezó hace cuatro días, cuando la Junta de Usuarios salió a las calles por el incumplimiento de una ordenanza que declara las cabeceras de cuenca y microcuencas como zonas intangibles.