24.MAY Miércoles, 2017
Lima
Última actualización 04:17 pm
Clasificados

LA PORTADA DE HOY

Se burla del Perú

Compartir:

Donald Trump mantendrá "política de una sola China"

Como se recuerda, la política de “una sola China” obliga a Washington a mantener solamente lazos no oficiales con Taiwán, rival de China.

Donald Trump, presidente de China y  Xi Jinping, presidente de China.
Donald Trump, presidente de China y Xi Jinping, presidente de China.

El presidente Donald Trump reafirmó la tradicional política de Washington de “una sola China” durante una llamada con su homólogo chino.

Se trata de un cambio de postura que podría mitigar el enojo en China por sus indicaciones previas de que podría usar el acercamiento estadounidense a Taiwán como palanca en las negociaciones sobre comercio, seguridad y otros temas delicados.

Como se recuerda, la política de “una sola China” obliga a Washington a mantener solamente lazos no oficiales con Taiwán, rival de China.

Más de dos meses después de apartarse de décadas de diplomacia estadounidense con respecto a Taiwán, cuando Trump aceptó una llamada telefónica del presidente de la isla, ahora el mandatario norteamericano parecía estar tratando de tranquilizar a Beijing de que no buscará poner en peligro las relaciones entre las dos mayores economías del mundo.

“Este es un paso importante”, opinó Bonnie Glaser, consejera para Asia del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales en Washington DC. “Esto allanará el camino para compromisos entre los gobiernos de Estados Unidos y China en una amplia gama de asuntos”, agregó.

Por su parte, Trump reafirmó el jueves por la noche la política de “una sola China” de Washington durante una conversación telefónica con el presidente de China, Xi Jinping. La Casa Blanca y la televisora estatal china CCTV confirmaron que los mandatarios mantuvieron una larga llamada telefónica.

En la conversación se trataron varios temas y Trump accedió la petición de Xi de apegarse a la política de una sola China, afirmó la Casa Blanca.

La CCTV informó que Xi había “elogiado” esa afirmación de Trump y dijo que su país estaba dispuesto a trabajar con Estados Unidos para fortalecer sus relaciones y producir “más avances fructíferos para beneficio de nuestros dos pueblos y los de todos los países”.

El gobierno estadounidense describió la llamada como “extremadamente cordial” e informó que los dos presidentes se hicieron invitaciones mutuas para visitar sus países y esperan con interés nuevas conversaciones.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.